Iriscup copa menstrual Vs Tampones: Mi experiencia

¡Hola holita menstruantes! Hoy vengo a hacer una comparativa de dos copas menstruales: la IrisCup (izquierda) y la Lily Cup de Intimina (derecha). He escogido estos dos modelos porque son los que he probado, así que intentaré resolver algunas dudas y contaros mi experiencia con ambas. Si así os puedo ayudar o animar a usarla, estas letras habrán valido totalmente la pena.

La copa menstrual de Intimina llegó a mis manos hace ya bastantes meses y al principio tuve mis más y mis menos. Los que seguís el blog supisteis cómo lo pasé con mi primera copa menstrual porque escribí sobre ello, pero si no tenéis ni idea, os pongo en conocimiento de aquellos sucesos: mi experiencia con la dichosa copa menstrual. En el post relataba algunos de mis momentos y mis trucos. Al final anunciaba que iba a seguir usándola porque lo veía positivo, pero no, no cumplí mi promesa. Volví a mis tampax y la aparté de mi vida.
El motivo de cortar por lo sano con mi antigua copa menstrual fue que los contras ganaron: dura, difícil de poner, mucho vacío, olor, etc.

Use tampax hasta junio, cuando al salir de un tupper sex, mi amor por la copa menstrual dio un giro radical y mi asco por los tampax se incrementó hasta el infinito. Os cuento por partes las dos impresiones.

IrisCup, mi nueva copa menstrual

Cuando la chica del tupper sex preguntó quién tenía copa menstrual, solo Elena y yo levantamos la mano. Elena estaba feliz con su copa pero yo argumenté mi experiencia pasada dejando claro que la copa y yo no estábamos hechas la una para la otra. La chica del tupper sex me preguntó: ¿qué copa menstrual tienes, la Intimina o alguna de rollo supermercado?. En este momento me quedé flipada, porque aquella chica, cual oráculo vaginal, había adivinado la marca de mi copa.

Cuando sacó la que ella había traído para enseñarnos supe en el primer momento que era completamente diferente a la mía: mucho más suave, más blandita y con una forma diferente. Obviamente entre el cargamento de cosas sexuales típicas de un tuppersex, la copa IrisCup se vino conmigo.

Los tampones y el ascoputo

Uno de los motivos principales para lanzarme de cabeza a la IrisCup fue conocer la mafia turbia que hay en torno a los tampones y lo peligrosos que son a la larga. Si lo piensas fríamente, te estás metiendo un algodón durante horas en una de las zonas más sensibles de tu cuerpo… Así de primeras no tiene muy buena pinta.

tampones-vs-copa-menstrual

Os contaré las curiosidades que nos contaros las chicas del tuppersex para que reflexionéis. Si después del siguiente texto no vas corriendo a comprarte una copa menstrual, no puedo entenderte:

¿Qué productos lleva un tampón?

El tampón no está hecho de agua de rosas, células madre y un poquito de polvo de amor, como nos venden en los anuncios. No. El tampón está formado por algodón y fibras sintéticas con el fin de ser lo más absorbentes posible, para ello utilizan Rayón o viscosa, una sustancia altamente absorbente que puede dejar fibras en la vagina y provocarnos numerosos riesgos. Además, los tampones, como tienen que dar apariencia de pureza y limpieza, deben ser blanquitos, así que el rayón es tratado con cloro o Dioxin, un derivado. Ambos blanqueantes están asociados a muchos problemas de salud para las mujeres. Todo esto nos lleva al Síndrome de shock tóxico un problema poco común pero muy grave derivado de los tampones .

Por último, según he leído, algunos tampones incluye asbesto en sus productos, una sustancia que al parecer puede aumentar la hemorragia para hacer sangrar más a las mujeres, y por lo tanto, vender más. No tengo estudios científicos que avalen esto pero no me extrañaría en absoluto. Lo que sí está probado es que el asbesto está unido a algunos tipos de cáncer, así que mejor poner el ojo.

¿Manchamos tanto y tanto tiempo?

La respuesta es no. Con la copa menstrual te das cuenta rápidamente. La mayoría de las mujeres manchamos fuerte los 2-3 primeros días y el resto es “un guarreo“, permitidme la expresión. Obviamente depende de cada persona, pero os daréis cuenta de que vuestras reglas son mucho menores de lo que pensabais.

¿No habéis notado que a veces el tampón os molesta?

Te pones un tampón igual que siempre y al rato notas como que se te ha salido un poco. A todas nos ha pasado esto alguna vez. El motivo es que ese tampón es un agente extraño lleno de químicos dentro de tu vagina, el cuerpo es sabio e intenta expulsarlo a través de las mucosas. Lo que hacemos nosotras es quitarnos ese tampón y ponernos otro directamente. Error. Si nuestro cuerpo ha reaccionado para expulsarlo lo que vamos a conseguir poniendo otro es agravar el problema.

¿Por qué el tampón solo se me mancha por un lado?

¡Sorpresa! Nos pasa a todas. No se mancha desde arriba hacia abajo, no. Se mancha la punta y un lateral. El motivo exacto no lo he encontrado pero en el tupper sex nos dijeron que era la manera de hacer que tuviéramos que cambiar de tampón mucho antes. $$$$$$$$$$$.

Ovarios poliquísiticos y cáncer de útero

No tengo estudios científicos que avalen mi pensamiento, pero cada vez escucho más estos problemas. Son muchas las mujeres que padecen ovarios poliquísticos y es normal, somos la generación del Tampax. Llevamos usando tampones desde nuestra primera regla, al menos yo, así que no me parece extraño que esté relacionado.

El hilito que conecta el tampón con el exterior, ¿nos vamos a la piscina?

Esto es lo que más asco me dio de toda la explicación. El hilo del tampón es de fibras de algodón, por lo tanto, absorbe. Cuando vamos a la piscina, ese hilo está en contacto con el agua donde se meten cientos de personas y hacen pis otros tantos; por no hablar de que el agua lleva cloro y tratamientos agresivos. Estamos abriendo una autopista de gérmenes y mierda hacia nuestro interior, algo muy preocupante y asqueroso.

Mi experiencia con la IrisCup

Definitivamente estoy ENCANTADA. Dejar atrás mi antigua copa ha sido toda una revelación. Con la IrisCup no tengo problemas al ponerla o quitarla, a ver, no es megasencillo, pero al menos ya no tengo que hacer introspecciones vaginales.

El tema del olor lo he conseguido salvar vaciando la copa mucho antes de lo recomendado los primeros días. El aceptar mi feminidad… supongo que la charla sobre tampones me abrió un poco los ojos y aunque antes me chocaba encontrarme de frente con mi regla, ya lo acepto. No me recreo pero tenemos relación cordial.

Los tampones entiendo que pueden ser un salvamento puntual en determinadas ocasiones: Te vas de festival, camino de Santiago, vas a algún sitio donde no quieres estar pendiente de un sitio donde lavar la copa, etc. Pero para el día a día yo los he dejado de usar de manera radical.

Definitivamente si no tienes una copa menstrual todavía, estás tardando. Eso sí, cuidado con la que compres que varía mucho la experiencia. Palabrita del niño Jesús.

Y después de reflexionar sobre todo esto seguro que te estás haciendo la siguiente pregunta:

tampones peligrosos

Si existe una solución tan natural como colocar una copa menstrual de silicona quirúrgica que deja que el cuerpo de la mujer siga su curso natural ¿Por qué no se anuncia a bombo y platillo en la tele, en los colegios y hasta en los paquetes de cereales?
Eso me pregunto yo. Supongo que no es rentable para ciertas compañías que las mujeres gastemos unos 75 euros en toda nuestra vida y nos olvidemos de nuestra regla, es preferible que todos los meses pasemos por caja a comprar tampones a precio de oro.
En otros países la copa menstrual es algo totalmente normal, pero en España está costando. Sí es cierto que cada vez se ven más puntos de venta y la gente está más concienciada, así que yo feliz.

 

4 Comentarios

  • Responder
    Mare
    4 diciembre, 2016 at 12:04

    Yo tengo una, no me es incomoda (es cierto que la primera que compre fue un horror!) pero me es imposible usarla en el trabajo, como leches la limpio para vaciarla y colocarla de nuevo??? en mi trabajo el lavabo esta fuera del baño, tendria q salir lavarla y entrar de nuevo y no lo veo yo…asiq la tengo para cuando no tengo que trabajar, una lastima!

    • Responder
      Aniinthesky
      4 diciembre, 2016 at 12:12

      Aaayy, los baños en mi trabajo son igual pero yo es que allí no me la quito. Me la pongo por la mañana y me la cambio al llegar de trabajar, aproximadamente 10 horas. Ni me entero en todo el día que la llevo.
      He leído que lo que hacen algunas chicas es llevar toallitas húmedas y limpiarla si te la tienes que cambiar en el baño sí o sí. Otra alternativa es usar en ese momento el baño de minusválidos que suelen tener el lavabo dentro.
      Un besico!

  • Responder
    Toñi
    12 enero, 2017 at 2:52

    Buenas! Ha sido de mucha ayuda tanta información sobre las copas menstruales pero tambien creo que das un juicio demasiado a favor de ellas… Tampoco se sabe que efectos puede tener sus componentes tantas horas seguidas en un sitio tan intimo… (tu misma has descubierto que varian mucho un tipo de otros). Además creo que estas dando datos que no has encontrado en estudios ni informes ni nada… Solo lo que te lo han contado en una charla… Tienes algunos datos más? Me gustaría informarme un poco más para decidirme si has encontrado algo… De todas formas es muy útil conocer tu experiencia con las copas y creo que intentaré probarla cuando investigue un poco más el tema. Por ahora evitaré los tampones cuanto pueda… Gracias!

    • Responder
      Aniinthesky
      26 enero, 2017 at 9:30

      Hola Toñi! Mi juicio a favor es porque estoy totalmente enamorada de mi copa menstrual, bueno, yo y mi economía. Los efectos como bien dices no los conozco y solo hablo bajo mi experiencia, supongo que si vas al ginecólogo y le preguntas por datos más concretos o más estudiados te podrá dar su valoración médica. Por mi parte la copa es un WIN total, a mí me ha enamorado en todos los sentidos.
      Si investigas más sobre la copa y quieres compartirlo conmigo, yo encantada y feliz! Que siempre está bien saber más de todo. Mil gracias por tu comentario!!

    Envía una respuesta

    Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

    En esta web usamos Cookies, de las de comer no, de las otras. Si sigues navegando o cierras este banner, se considera que estás aceptando la política de Cookies.
    Aceptar
    x